Reporte Directo

Más pobres…

7 agosto, 2019 - Columnas

Los números son para morir de vergüenza, más de 9 millones de mexicanos no tienen para comer, a veces, ni una vez al día y el panorama se pone más oscuro cuando esa cifra se multiplica muchas veces para detallarnos el número de compatriotas que no ganan dinero suficiente para cruzar la línea de pobreza, es decir, para vivir dignamente, son más de 52 millones que no tienen ya sea para vestir, ir a la escuela, una vivienda e incluso ni trabajo, cualquiera de esas variables.

Son las cifras del Coneval, del organismo que se dedica a medir la pobreza y a evaluar las políticas públicas que combaten la misma, es decir, puede tomarlas con toda reserva ya que es muy probable los datos se queden cortos.

Lo que es indiscutiblemente penoso es que en pleno siglo 21 en un país, que se presume civilizado, haya personas que se mueren de hambre porque no tienen suficientes ingresos para comprar con que alimentarse, eso debería ser motivo, por lo menos, para meter a la cárcel a quienes les han robado su dinero y oportunidades para enriquecerse ellos o sus familias, me refiero a quienes se dedicaron a la política y decidieron sacrificar personas o maquillar cifras para poder pasarla bien en cualquier paraíso terrenal gracias a los millones de pesos del presupuesto que se embolsaban.

Ahora, no crea que darles dinero, como lo hace el actual gobierno que encabeza Andrés Manuel, es un acto de justicia o una estrategia efectiva para combatir ese fenómeno, la realidad es que con ese proyecto solo se van a empobrecer a más personas porque no se podrán bajar los ingresos del gobierno federal que se obtienen de muchas formas pero las favoritas son cobrando impuestos y la venta de servicios básicos muy caros, la electricidad, el gas, la gasolina y el diesel son el ejemplo.

Claro que debemos sentir terror ante los datos, no solo por humanidad y solidaridad con los millones de mexicanos que se encuentran en la pobreza o la pobreza extrema sino por cómo hemos elegido a nuestros gobernantes y, más aún, porque hoy existen más pobres lo que significa que tenemos 9 millones de mexicanos, por lo menos, que son materia prima para el crimen y es que a todo se acostumbra una persona menos a no comer, además, créalo, muchos de ellos ya están entre elegir morir por falta de alimentos o por una bala.

Así no se puede, con más pobres y la estrategia que se está siguiendo este México no podrá eliminar su violencia y será muy difícil el avance en educación, salud, en darle vida digna a los nuestros porque además el populismo nos explotó con los migrantes que de buena onda se les permitió ingresar al país sin pensar en los nuestros, en los millones de mexicanos que, antes de que ellos llegaran, ya se morían de hambre por pobreza.

A propósito de pobreza y migrantes, ayer el gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca hizo llegar una carta al subresecretario de gobernación, Alejandro Encinas, para informar de la preocupación que existe por la seguridad de los migrantes extranjeros que ya están en las principales ciudades fronterizas del Estado.

El gobernador informó que en la misiva se ha rechazando que Tamaulipas se pueda convertir en un campo de concentración para los extranjeros que buscan llegar a Estados Unidos negando en todo momento que no se acepten migrantes sino el trato que se les está dando.

“Me refiero a sus declaraciones, difundidas en diversos medios de comunicación, en las que me atribuye haber afirmado que “no se permitirán migrantes en el Estado de Tamaulipas, no son precisas”,  dijo el ejecutivo al subsecretario, “aunque, debo confesar, hay poderosas razones para pensar que es producto del estado de aturdimiento en el que se encuentra esta administración, sobre todo en materia migratoria”.

García Cabeza de Vaca explicó que en un encuentro de la CONAGO con el Presidente de la República, expuso los riesgos de la errática política que el Gobierno Federal ha implementado y, en particular, las implicaciones de los compromisos de contención, refugio y asilo asumidos con el Gobierno de Estados Unidos de América.

“Advertí que la política de puertas abiertas con la que inició este gobierno había alentado la crisis migratoria que hoy rentabilizan políticamente los supremacistas. También, que usar la Guardia Nacional para perseguir a migrantes traería enormes costos sociales y potenciales violaciones a los derechos humanos”.

García Cabeza de Vaca expuso, “expresé mi preocupación de ver migrantes extorsionados o abandonados a su suerte por las propias autoridades federales, como está sucediendo en Tamaulipas o Nuevo León”.

“Y por eso, señor Subsecretario (Encinas), sostuve que en Tamaulipas no se permitirá la instalación de centros de detención, retención o hacinamiento. Nuestra tierra no servirá de campo de concentración. No levantaremos prisiones para dividir familias o para separar padres e hijos”.

Hasta ahí lo que dice el gobernador y la verdad es que Tamaulipas desde hace muchos años pasa dificultades porque siguen llegando más personas de otros Estados o países, por eso es que siempre sale con más pobres en las evaluaciones, porque llegan por miles y todos demandan atención como ahora y los Diputados federales se niegan a aportar más presupuesto para la atención de los mismos dándole prioridad a municipios y Estados pobres que no solucionan nada.

Nos encuentra en el buscador de facebook como @CENADeNegros1 y le agradeceré que me regale un Me Gusta, además nos puede seguir en la cuenta de twitter @gatovaliente y, como siempre, le dejo el correo electrónico a sus órdenes para lo que guste y mande…marcovázquez20001@hotmail.com