Reporte Directo

Suicidio Político…

9 julio, 2019 - Columnas

César Verastegui Ostos, el Secretario General de Gobierno en Tamaulipas, fue hasta este lunes 8 de julio uno de los fuertes prospectos a la gubernatura del Estado por el PAN, entre sus virtudes se apuntaba la de ser un hombre disciplinado, leal, de resultados, eficiente en la operación política y con el control de los grupos.

Le decía, pero eso fue hasta ayer que sus amigos, parte de su grupo político o él mismo (vaya usted a saber), empezaron a difundir un corrido para promocionarlo a la gubernatura, para lanzarlo por la libre en busca de cumplir su sueño de cambiar de oficinas en el mismo tercer piso de palacio.

El corrido, además de ensalzar su figura, que promueve como El Truco, lo describe como muy conocido, de trabajo, triunfador, por las buenas un amigo y por las malas un campeón, que sabe ganar elecciones y créalo que no es malo y hasta con un par de cervezas, tequila o un whisky se puede digerir mejor pero es obvio que dicha acción es un pecado, casi capital, en sus aspiraciones políticas.

Me trataré de explicar, el acto parece un madruguete al propio partido y a su liderazgo real porque da la impresión que pretende imponerse, que comete el error de adelantarse a los tiempos y nomás eso ya es un problema para sus pretensiones porque de tajo acaba con su mejor capital, con sus virtudes de disciplinado y leal.

Vaya, de entrada se va a dudar que él no haya conocido con tiempo o no haya tenido participación en el corrido que le promueve y si fueron sus amigos o grupo político lo que lo hicieron peor el tema ya que hablaría de que no puede controlar ni a los suyos quien presume tener un control político total del Estado.

Dicen, de  César Verastegui, que es un excelente operador político, quienes lo conocen hablan maravillas de él aunque los dicho no coincidan con la percepción ciudadana, en lo personal lo hemos visto de cerca pocas ocasiones por lo que es difícil describirlo sin incluir que es un personaje sumamente desconfiado.

El caso es que el corrido compuesto al Secretario General de Gobierno le significará un grave problema con quien realmente necesita quedar bien hoy, con el gobernador del Estado, porque da la impresión de que se aceleró y pretende presionar para que los reflectores volteen a su figura, que quiere ganar a fuerza.

Falta mucho tiempo para la carrera por la gubernatura y para los políticos del partido en el poder falta todavía más porque cualquiera que pretenda conseguirla primero tiene que darle resultados a su jefe y que esté apruebe sus pretensiones con señales claras e incluso con una invitación a que participe y le entre al ruedo.

Vaya, a estas alturas del partido promoverse con un corrido como una figura a tomar en cuenta rumbo a la gubernatura del Estado puede considerarse un acto de deslealtad aunque no necesariamente lo sea y por una sencilla razón, el gobernador, el jefe de todos ellos, necesita el control del Estado, el liderazgo, el ser considerado el fiel de la balanza y en nada ayuda que se le pretendan adelantar quien en teoría es el segundo de a bordo.

Es, para sintetizar, casi imposible que el Secretario General de Gobierno haya recibido con tanta anticipación la luz verde para promoverse rumbo a la gubernatura y eso, lo sabe Verastegui más que nadie, puede ser un suicidio político, puede considerarse como una deslealtad al proyecto lo que al final terminaría por sacarlo de la jugada más que meterlo a la lucha interna por la nominación.

Lo que viene para Verastegui Ostos, si es que intenta continuar en la lucha por la gubernatura, será su prueba de fuego y consistirá en convencer al jefe que ni él ni su grupo político son los autores intelectuales del corrido ni de la distribución que se hace por las redes del mismo, luego de ello disciplinarse para que conserve lo que hasta hoy son sus mejores virtudes, la de disciplina y lealtad, esperar los tiempos que esos los marca quien lleva la batuta y comienzan de acuerdo a los intereses de su partido no a ambiciones personales por más válidas que sean.

Le insisto, desde lejos parece que el corrido fue un suicidio político pero en realidad solo será la prueba de fuego que tendrá el Secretario General de Gobierno para comprobar y convencer de que lo que dicen sus amigos de él es real, que si tiene capacidad y es bueno para la operación política y para dar resultados que, valga decirlo, ahora él mismo es quien los necesita.

Le invito a que ponga en su buscador de facebook @CENADeNegros1 y me regale un Me Gusta, además nos puede seguir en la cuenta de twitter @gatovaliente y, como siempre, le dejo el correo electrónico a sus órdenes para lo que guste y mande… marcovazquez20001@hotmail.com