Muere hombre que se disparó afuera de la Casa Blanca; abren investigación

El Servicio Secreto informa que el individuo se disparó a sí mismo en la cabeza y que ya ha sido identificado

Redacción/Excélsior

Washington.- Las fuerzas de seguridad de Estados Unidos investigan la muerte de un hombre que se disparó a sí mismo en la cabeza hoy afuera de la Casa Blanca, informó el Servicio Secreto.

El incidente se registró este sábado alrededor del mediodía cuando el individuo, cuya indentidad se mantiene en reserva, se aproximó a la zona norte de la residencia presidencial y abrió fuego en varias ocasiones.

“El sujeto se acercó a las proximidades de la barrera del lado norte de la Casa Blanca, sacó una pistola y disparó varios tiros, ninguno de los cuales parece haber sido dirigido hacia la Casa Blanca”, explicó el Servicio Secreto en un comunicado, según la cadena NBC.

La agencia dijo que ya había identificado al tirador, pero que su nombre sería revelado hasta que se pudiera notificar de la muerte a su familia.

Añadió que la investigación del caso estará a cargo del Departamento de la Policía Metropolitana, con el apoyo del Servicio Secreto.

Debido al incidente, las autoridades cortaron el tráfico de algunas calles cercanas.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca dijo que estaba al tanto de la situación y que el presidente Donald Trump ha sido informado.

En el momento de los hechos ni Trump, ni la primera dama, Melania Trump, se encontraban en el edificio, ya que ambos viajaron ayer a Palm Beach, Florida, donde el matrimonio cuenta con una mansión reconvertida en club social a la que califican como su ‘Casa Blanca de invierno’.

Este suceso se produce pocos días después de que el pasado 23 de febrero una mujer, que supuestamente sufre transtornos mentales y que posteriormente fue identificada como Jessica Ford, estrellara su vehículo contra otra de las vallas de seguridad que protegen la residencia presidencial.

Según informaron entonces las autoridades, ningún miembro de las Fuerzas de Seguridad resultó herido en el suceso ni fue necesario recurrir al uso de armas “durante el incidente del vehículo”, aunque, al igual que ha sucedido hoy, las autoridades se vieron forzadas a cortar varias calles aledañas al edificio.

Varios incidentes similares en los últimos años protagonizados por individuos que han saltado la verja que protege la Casa Blanca, han motivado el aumento gradual de la seguridad en el perímetro de la residencia presidencial.