¿Por qué las ingenierías son las profesiones más cotizadas de hoy?

Manufactura, energía, logística y tecnología son las vías para alcanzar salarios altos en México, pero son pocos los que llegan y las empresas sufren para hacerse de talento.

Redacción/Forbes

Ciudad de México.- La actividad automotriz, aeroespacial, comercial, de salud, logística y energética cada vez necesita más profesionistas capaces de crear y poner en marcha procesos operativos eficientes, veloces y flexibles, en los que el uso de la tecnología es vital.

El mayor número de profesionistas alineados con esa tendencia son los ingenieros, al grado que representan un activo preciado y escaso por el que las empresas están dispuestas a pagar, y mucho.

Pero, en esta transformación industrial, también se vuelve crucial la labor de técnicos y expertos en otras áreas (como, por ejemplo, finanzas, actuaría, contabilidad, informática, comercio, administración, arquitectura y mercadotecnia), que también están entre las mejor pagadas en el país, de acuerdo con algunas de las compañías de reclutamiento y recursos humanos más importantes.

Las profesiones con salarios altos se encuentran en las zonas con industrias de alto valor y en crecimiento. “Del Bajío, te puedo decir que, gracias al impacto territorial de la industria automotriz, se está haciendo una obligación, por decirlo así, pagar mejor, porque hace 10 años no ofrecían lo mismo que ahora por el talento, para retenerlo, para atraerlo”, explica Salvador de Antuñano, director de Recursos Humanos de Adecco México.

Las estadísticas lo confirman. Para 2018, algunas empresas de mercados emergentes planean incrementos salariales de 6% en sitios donde hay apertura de operaciones, indica la “Encuesta de Compensaciones 2017”, elaborada por Aon.

En Querétaro, Guanajuato, San Luis Potosí y Aguascalientes (la zona de influencia de los sectores automotriz y aeroespacial), la expectativa de incremento es de 5%, al igual que en el norte (un polo industrial) y en la frontera, área impulsada por la maquila. En la Ciudad de México y el Estado de México se prevé un alza de 4.9%.

Las industrias que este año tendrán mayores incrementos en sueldos no sindicalizados son la automotriz (6.8%), farmacéutica (5.5%), química (5.3%) y financiera (5.1%), entre otros. En contraste, las actividades relacionadas con gas-petróleo y construcción serán las menos beneficiadas, con aumentos de sólo 3% y 3.6%, respectivamente.

En transformación

A la industria manufacturera pertenecen actividades tan diversas como los ámbitos aeroespaciales, automotriz, plásticos y químicos (sobre todo, en alimentos), cuyos productos, en gran medida, están dirigidos a la exportación, lo que requiere talento especializado y calificado.

Las ingenierías han despuntado en México, sobre todo en los sectores automotriz y aeroespacial, comenta Martha Hernández, directora adjunta de Aon. También hay necesidad de más técnicos, agrega; e, incluso, las empresas están dispuestas a terminar de formarlos en sus líneas productivas.

Todo parece indicar que las cosas seguirán así durante los próximos años, dado que continúa el flujo de inversiones, extranjeras y locales, señalan especialistas, a pesar de la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y de las fricciones que han surgido entre el gobierno mexicano y el estadounidense.