Profesora y alumnas denuncian a coordinador de UdeG por acoso 

Redacción/Excélsior

El rector de la Universidad de Guadalajara, Miguel Ángel Navarro, afirmó que estas agresiones no se tolerarán, por lo que exhortó a toda la comunidad a denunciar a sus atacantes 

GUADALAJARA.- La Universidad de Guadalajara promocionará un protocolo para denunciar acoso y hostigamiento sexual. 

Lo anterior, luego que esta semana la maestra Tanya y alumnas de la carrera de Antropología en el Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades (CUCSH) presentaron una denuncia ante el Centro de Justicia para las Mujeres y exigieron la destitución del coordinador Horacio Hernández por acosarlas sexualmente. 

El rector de la Universidad de Guadalajara, Miguel Ángel Navarro, reconoció, incluso, que su hija preparatoriana fue víctima de acoso por parte de un profesor, por lo que pidió a todos los estudiantes, hombres y mujeres que denuncien acoso u hostigamiento a cambio de calificaciones. 

“Empezamos a actuar por denuncias y ratificaciones de denuncias y medios de prueba, es decir, procedimientos jurídicos correctos, no nada más de oídas podemos actuar. Como autoridades tenemos la obligación de actuar con medios de prueba y sobre el marco legal. 

“Ahora vemos que vamos a reforzar estas acciones, si es tarde o no es tarde, es un juicio de cómo se mueve la sociedad culturalmente, puede parecer tarde. Cuando mi hija estuvo de alumna en la prepa 7 fue acosada, ya una generación anterior, el profesor renunció. Pero fue un caso, puede haber más casos, vengan, pues sí tenemos que ir cambiando la cultura de la denuncia”, manifestó el rector de la Universidad de Guadalajara, Miguel Ángel Navarro. 

Además del protocolo para violencia de género que presenta la Casa de Estudios también se informó la destitución de dos profesores del Politécnico que “tenían mucha antigüedad”, pero estas agresiones “no se tolerarán”, enfatizó el rector. 

Por lo regular el victimario recurre al miedo como herramienta del silencio, así que apostarán a que todos sepan qué hacer en esos casos. 

“Nosotros somos por ley, naturaleza, protectores de los jóvenes, por eso no podemos tener en nuestras filas a ofensores y agresores de los jóvenes. Son como si fueran nuestros hijos y vamos cuidándolos en la medida que la situación nos va exigiendo modificaciones de reglamentos. Es un poco subjetivo si vamos tarde o vamos a tiempo, precoces no vamos, no, no vamos adelante. Pero creo que vamos resolviendo a tiempo”, indicó Miguel Ángel Navarro. 

La Universidad de Guadalajara tiene en sus filas 280 mil estudiantes en 15 centros universitarios y 18 mil profesores. 

En Bachillerato, el alumnado la mitad corresponde a mujeres y la mayoría, menores de edad, por lo que las autoridades universitarias reconocieron estar preocupadas en formar a la juventud, pero también en los valores como el respeto. 

El rector insistió en que se presenten denuncias si se presumen como víctimas, “se trate de algún maestro, rector de centro universitario o titular de dependencias administrativas (el victimario) porque habrá cero tolerancia al comportamiento incorrecto”, afirmó el rector de la Universidad de Guadalajara.