Reporte Directo

Iniciaron las pláticas

14 noviembre, 2019 - Columnas

Finalmente será por asamblea de consejeros políticos, como el Partido Revolucionario Institucional elija a su próximo presidente estatal, para el periodo 2019-2023. Aunque son muchos años, dependerá de los resultados terminar o no el periodo para el que sea electo. En esta semana el Comité Ejecutivo Nacional del PRI emitirá la convocatoria, una vez aprobados los acuerdos tomados por el Consejo Político Estatal en su asamblea extraordinaria, a la que habrá que decir, fue deslucida, superando apenas los 215 asistentes. Lo que resta de semana, los cinco prospectos a la presidencia del CDE del PRI se van a reunir en más de una ocasión. Entre ellos van a decidir quién es el bueno, porque al final de cuentas, todos ellos coinciden en la necesidad de ir por un candidato de unidad, que lejos de dividir, fortalezca el maltrecho partido político. EDGARDO MELHEM SALINAS ex diputado federal adelantó que esperara la convocatoria para reunir los requisitos y registrarse. ENRIQUE CÁRDENAS DEL AVELLANO también dijo lo mismo, sólo que a diferencia de MELHEM, ENRIQUE se ve muy decidido a buscarla. De EMILIO GRIMALDO, lo único que sabemos es que tiene interés (por segunda o tercera ocasión), como TOMAS GLORIA REQUENA y ARTURO NUÑEZ.  Hay quienes aducen que entre los cinco hay uno o dos que está siendo impulsado por un ex gobernador desde San Pedro, en el Estado de Nuevo León. Ojala y no sea así, para que finalmente el PRI se desprenda del ombligo y se abra paso a una conformación independiente de los viejos vicios y artimañas, aunque el método de selección siga siendo el mismo. Más de uno aduce que podría conformarse un CDE con los mismos prospectos, aunque los intereses políticos de cada quien podrían ser diferentes. Y es que la dirigencia del Partido puede ser el primer escalón para alcanzar y concretar aspiraciones políticas venideras. Para nadie es un secreto que ENRIQUE CÁRDENAS DEL AVELLANO aspira a la candidatura a Gobernador y otros cuando menos a diputado federal, local o alcalde de su comunidad, conforme están programadas las próximas contiendas en 2021 y 2022. Aunque todo mundo coincide que será EDGARDO MELHEM SALINAS el próximo dirigente del PRI en Tamaulipas, habrá que esperar a conocer los primeros acuerdos que se tengan entre los cinco aspirantes a la presidencia del CDE del Partido. Ese será el punto a tratar en los próximos días. No está descartado, que desde el momento en que se pongan de acuerdo, lo den a conocer en una rueda de prensa ante medios de comunicación. en el encuentro no habrá injerencia del enlace del CEN del PRI ni mucho menos del delegado en Tamaulipas, de quien se dice, sólo se aparece de vez en cuando pero poco o nada ha hecho por tratar de que encontrarle una salida fácil al proceso interno que está por venir.

LOS MANCHADOS

Desde luego que llamó la atención el anunció que hiciera la Auditoria Superior de la Federación, para la revisión de las cuentas públicas del Congreso de Tamaulipas. Se pretende entre otras cosas que no se haya sobre pasado el límite que establece la Ley de Disciplina Financiera a Estados y Municipios, en clara referencia a sueldos y salarios. El resultado de la revisión se tendrá hasta enero de 2020, incluso podría llegar a febrero, tomándose en cuenta que podría haber oportunidad a subsanar observaciones. Pretende el anunció, saber si los legisladores de Tamaulipas se aprobaron o no una dieta elevada, que incluso supere las disposiciones de esa legislación, incluso por encima de otras legislaturas en el país. En el comunicado se establece que al Poder legislativo nadie lo supervisaba y por tanto, pudo haberse manejado a discreción las percepciones de legisladores como del resto del personal. La auditoría por parte de personal de la ASF es normal, aunque para muchos es incomoda, sobre todo porque no esperaban que llegara este tipo de ordenamiento. En fin.

alfredoguevara0@gmail.com