Reporte Directo

Más victimas mexicanas en el mundo

1 diciembre, 2020 - Campanario, Columnas

Campanario
Martín Sánchez Treviño
La contingencia sanitaria ha provocado reflexiones de la población, lo mismo que de los previsores de cuestiones económicas, de educación pero sobre todo de la salud, debido a que los especialistas algunos rubros de la medicina han profundizado en algunos detonantes relacionados con las causas de la salud. En este sentido el subsistema de Información sobre Nacimientos, estima que informes preliminares que por primera vez en este 2020 se los nacimientos por cesárea supero a los partos naturales en más del 50 por ciento.
Esto no obstante, que la Organización Mundial de la Salud recomienda que los nacimientos a través de ese método no supere el 15 por ciento de los nacimientos en un país. Según el mismo organismo la práctica de cesáreas. De manera que al mes de agosto de este año se han registrado más de 498 mil nacimientos por parto natural y más de 508 mil por cirugía.
El organismo estima que el aumento de las cesáreas coincide con los meses más intensos de la pandemia y durante el mes de marzo los dos métodos de nacimientos de personas se igualaron y a partir del mes de abril se igualaron los nacimientos.
Y según la OMS desde el 2010 México figura como uno de los países con más cesáreas en el mundo, pues según un estudio de este último organismo le promedio en México esta alrededor del 45 por ciento en ese tipo de nacimientos solo por debajo de Brasil, Egipto, Chipre y República Dominicana.
El argumento por el que se moderan los partos por cesárea según la Organización de las Naciones Unidas que no justifican esa practica es por la consideración de una posible forma de violencia obstétrica, un tipo más de violencia contra las mujeres.
En otro orden, vaya que fue enérgico el llamado de la OMS, al gobierno mexicano, luego que la secretaria de salud federal y el aparato gubernamental ha minimizado la contingencia sanitaria, pero además se advierte que un manejo inadecuado de la enfermedad.
Pero más relevantes resultan las consideraciones de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico OCDE, en el sentido de que México puede tener mayores necesidades económicas, por ser uno de los países con mayor número de víctimas por COVID-19, pues estima que contener los brotes es una prioridad que necesita mejorar las pruebas así como prácticas de rastreo y aislamiento, pero sobre todo fortalecer el sistema de salud.
Admite asimismo que las medidas fiscales adoptadas son las correctas que se reflejan en pagos anticipados de pensiones, reembolso del impuesto al valor agregado, reasignación del gasto a salud y préstamos directos. Apunta también que el manejo apropiado de la deuda publica le permitirá al país un espacio para un apoyo fiscal adicional dirigido a las personas y las empresas.
El Congreso de Tamaulipas, que se ha convertido en un foco de contagios del Covid-19, donde no cejan los pacientes con ese cuadro clínico, celebró la sesión ordinaria de esta semana, no subieron al pleno asuntos relevantes, uno de los acuerdos aprobados por los legisladores apenas amerito un pie de gravado de parte del área de comunicación social. Por cierto, el Congreso tamaulipeco es uno de los centros con recurrentes contagios de Covid, quizá debido a la movilidad de los legisladores y al encierro de palacio legislativo.